Trabajo y diseño de interiorista

Las paredes de obra vista se convierten en otro recurso de gran efecto formal, siendo al mismo tiempo uno de los elementos de más sencilla disposición. Los elementos ornamentales son escasos y en todo caso parecen obedecer a un criterio de espontaneidad antes que a otra cosa, lo que redunda en beneficio del conjunto.

Finalmente no se puede dejar de mencionar el magnífico matrimonio que forman los pilares de hierro fundido y el suelo con cemento pulido, dos elementos típicamente industriales que sirven de fondo al trabajo del interiorista y que al mismo tiempo, son protagonistas inevitables del espacio.

Esta entrada fue publicada en Diseño de interiores, Interiorista y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>